viernes, 13 de enero de 2012

Colores,, panorámicas e historias de la Sierra Minera de Cartagena-La Unión.

Colores, panorámicas e historias de la Sierra Minera de Cartagena-La Unión. 
     
Por: Rogelio Mouzo Pagán

La Unión dia 11-de enero de 2012

            Todas cuantas personas visitan esta sierra quedan atraídos por la variedad de colores que en ella aparecen, calificándola como  algo desconocido y fuera de lo corriente. Aunque si desde una perspectiva panorámica lejana se tiene esa sensación, también a nivel puntual cuando se visitan algunos de los muchos lugares dispersos por ella, la sensación que se percibe es similar a un paisaje lunar lleno de “cráteres” y suelos áridos y desérticos.

 


            
            La zona de la sierra  a que el autor hace referencia, se encuentra en el Sureste de España, en los municipios de Cartagena y La Unión, y más concretamente en las zonas de Alumbres, El Gorguel, La Unión, Portman, Llano del Beal y montes de Los Blancos, que son aquellos donde la actividad minera más actividad extractiva se realizó.


          Hace años que vengo dedicándome a visitar a pié la Sierra de Cartagena-La Unión, recabando datos  de sus minas vinculados a su historia. En este recorrido siempre hago un amplio reportaje fotográfico.

  








           
            Las vistas panorámicas  y los colores que desde los 400 metros de altitud de esta sierra pueden observarse, compensan con creces todo el esfuerzo personal que realizo (estoy  próximo a cumplir 71 años de edad), con el  deseo de  compartir   con los amigos y público en general que desde el mundo entero visitan  mi blogs “cronicasmineras" de Rogelio Mouzo Pagan, ofreciéndoles mediante fotografías y pinceladas históricas, este trocito de la Región de Murcia (España).
 



           
            Es conocida la leyenda “que hace muchos siglos España estaba tan poblada de árboles, que una ardilla podía atravesarla saltando de rama en rama sin tocar el suelo”. Actualmente la cosa ha cambiado bastante, a peor…
 
         
            En la comarca cartagenera de honda y antiquísima historia minera que se remonta  varios milenios, la tecnología minera en cada momento   ha ido incidiendo en la sierra esquilmando sus recursos, no solo sus minerales, sino también todo el entorno vegetal bajo el cual se encontraban, a la vez que contribuía a la transformación de toda la superficie mediante el laboreo minero. 
 

             
            Desde los tiempos más remotos, fue un hecho  tener que recurrir a la tala de árboles para el funcionamiento de los hornos donde se fundían la plata, el cobre, el estaño, el hierro y otros metales extraídos de los distintos minerales. 
 
          
            También a esta fase industrial, la tala de árboles fue impresionante para satisfacer la gran demanda de madera que la construcción de embarcaciones, cada vez más y más grandes demandaban   los astilleros. Solamente contando con estos datos, podemos hacernos una ligera idea de lo que supuso para nuestros bosques, los cuales en su mayoría, fueron esquilmados al límite casi de la extinción total. 


            
            Estos hechos por si solos y sin tener en cuenta los cambios a que la naturaleza (terremotos, incendios y otras catástrofes) y los cambios climáticos (también propiciado por la desaparición de esa gran masa vegetal), nos han llevado al cambio radical que actualmente podemos contemplar de nuestros bosques (muy alejado de la ardilla saltadora de antaño). Aunque siempre la fuerza de la naturaleza se revela contra el destino  que el “progreso” impulsado por el hombre  la quiere someter, y busca la forma de brotar y reproducirse negándose a su desaparición.    

Estado actual de la Sierra Minera de Cartagena-La Unión.

            Estos montes que han sido fuente de recursos minerales ingentes contribuyendo a la riqueza y al sustento de muchas generaciones, han sufrido en el transcurso de los años (en los que no han sido ajenos los medios tecnológicos y métodos de trabajo), multitud de procesos históricos que han dejado su huella en la parte más visible, su superficie.




               
            En los trabajos antiguos efectuados por  romanos y civilizaciones anteriores, lo más visible de los estragos fueron la corta de árboles, los múltiples minados y calicatas, así como los residuos de fundición o escoriales, Esta situación en la sierra duró hasta el siglo IV, ya que desde entonces hasta comienzos del siglo XIX hubo una paralización casi total de la actividad minera, 

               Fue la era iniciada con la Revolución industrial que por esta fecha fue desarrollándose, la que más huellas de agresividad medioambiental ha dejado.

      
          En el  Cabezo Rajado, en el que se encuentra la línea divisoria por el Oeste entre el municipio de La Unión con el de Cartagena, coto minero a su vez considerado  donde se diera inicio a la minería cartagenera, “salta a la vista” como la montaña aparece abierta con diferentes cortes en su cumbre, debido a las labores antiguas que se hicieron en la superficie a roza abierta siguiendo la veta del mineral de arriba hacia abajo.



     El Cabezo Rajado, lugar del inicio de la actividad minera  de esta sierra.
 








            Con todo, en aquellos tiempos a excepción de lo sucedido en el citado Cabezo Rajado, la huella minera no era muy acentuada, pues  la minería   era subterránea y con pequeñas explotaciones en la superficie, y aunque en el subsuelo durante su larga historia se hicieron enormes galerías de cientos de kilómetros entrelazadas unas con otras, en la superficie solo se notaba la existencia de algunas escombreras, restos del proceso separación del mineral de la ganga mediante métodos gravimétricos, y los escoriales (“gachas”) resultante del proceso de fundición.
 
   Escorial  ""gacha"   en restos de antiguas fundicion de plomo en La Unión

 





             Aunque también como en tiempos antiguos, el esquilmo de los bosques para el proceso de fundición y el entibado o apuntalamiento de las labores subterráneas fue brutal, dado que cada vez con el avance de la tecnología la capacidad extractiva minera crecía y crecía, lo que unido a la  falta de carbón (la comarca cartagenera no tenía minas carboníferas), este debía de ser exportado de otros puntos de España y el extranjero, especialmente Inglaterra, siendo preciso la utilización de la madera de estos bosques.



  Al fondo, se pueden ver los pueblos de El Llano y el Estrecho de San Gines.




 
Reinicio en la 1ª mitad del siglo XIX de la minería en esta sierra  

             (1)  “La minería que se iniciara en esta sierra en  los primeros años de la primera mitad   del siglo XIX, se caracterizó por el tratamiento como menas de los antiguos escoriales (“gachas” residuos de fundiciones de épocas antiquísimas)  por parte de las primeras fundiciones que ya existían instaladas en esta comarca desde 1841/42.




   Uno de los muchos pantanos de esteriles resultantes de proceso en lavadero de flotacion. 

           
           También en esa  primera etapa minera del siglo XIX se produce una labor minera superficial  sobre las grandes masas de plomos de carbonatos, que se caracteriza por la grandiosidad de sus desmontes y tajos (“labor de arranca montañas”), que dejan su huella  transformadora en la corteza terrestre.
 


             Esta minería trataba de beneficiar los sulfuros y carbonatos de plomo  acompañados de blendas, calaminas, pirita de hierro, antimonio, arsénico, plata y cobre, hierros, manganesos y otros, que constituyen el conjunto de minerales de los que en esta sierra se extraían. Sirva como dato conocer, que en la Sierra de Cartagena en la mitad del siglo XIX se producían   dos millones y medio de quintales de plomo al año. 




              Estos minerales algunas  veces se encuentran en filones, aunque lo más frecuente es que afloren a la superficie en unas grandes masas ferruginosas que por extensión reciben el nombre de Carbonatos, y están enclavados entre las capas de esquistos, no lejos de areniscas y de poderosos estratos cobrizos.




El Cabezo Rajado visto por su lado Este. 

          
          La transformación de los sulfuros en carbonatos por la doble descomposición, el esparcimiento y la oxidación de la parte superior de los filones, oxidación favorecida por el vapor de agua que siempre acompaña las erupciones volcánicas y más todavía las aguas superficiales, de aquí la producción de los silicatos de hierro, sulfato de cal, carbonatos, sulfatos y fosfatos de plomo, la de los variados compuestos de areniscas, antimonio, zinc, cobre, hierro y aún la presencia de plata y cobre nativo observada en varios sitios.


   Cantera o corta Brunita,donde las aguas de lluvia se ha tornado acidas y de color  similar a Riotinto,






           Las mayores masas de carbonatos aparecen  en las zonas de los Pedernales, Crisoleja, Cerro del Sancti Espíritu, Lomo de los Lobos, Loma de Ponce, lugares donde más concentrados aparecen los peñones de hierros oxidados, 

(1) Del libro “Descripción Minera y Geológica de las provincias de Murcia y Albacete”, por Federico de Botella y de Hornos, Madrid 1868, edición facsímil existente en el Archivo Histórico y Minero Rogelio Mouzo Pagan”. 

La situación  se agrava en el siglo XX

         Las modernas técnicas del trabajo minero a roza abierta mediante enormes socavones y cortas mineras iniciadas en los primeros años de la segunda mitad del siglo XX (sobre 1957), son las que más han contribuido al cambio del paisaje minero que hoy existe


 

   Maquinaria utilizada en las cortas mineras año 1977 
           
     Maquinaria que quedó abandonada en la Corta Blancos III o Sultana al cierre de la minera al comienzo de los años 1990      

             La necesidad de extraer minerales utilizando  las grandes y modernas máquinas y el empleo de ingentes cantidades de explosivos para fragmentar la tierra previo al encuentro con la capa profunda de los minerales, hizo que muchísimos millones de toneladas de la corteza terrestre fueran arrancadas, con su posterior traslado y vertido en la superficie de otras parte de la Sierra Minera (estas previamente sondeadas y valoradas como “gangas” de menor interés minero), que de un lado contribuyeron a disminuir la altura a las cumbres de los montes donde las cortas se hicieron y otras crecieron por los depósitos  de estériles que recibieron.
 
   Cantera o corta  Emilia 1977.
 
  Cantera o corta  Emilia, enero 2012.

 
    Cantera o corta  Emilia, enero 2012.
    

       Cantera o corta San Valentín 1977
     
             Sirva como ejemplo la explotación a roza abierta que en la cumbre del monte Sancti Espíritu se hizo con la explotación de la cantera San Valentín, haciendo descender la cota de altura del mismo, que pasó  de los 436 m a los poco más de 400 que actualmente tiene.
 
    Cantera o corta Blancos I, enero 2012

 
   Cantera o corta Blancos I, enero 2012



            
         Nueve  son las cortas o canteras a cielo abierto que en esta parte de la sierra se han efectuado: Blancos I, II, III, Sultana, Emilia, San Valentín, San Jasé, Brunita y Gloria, algunas de ellas como la Corta  Emilia alcanzaron en su parte superior unas dimensiones de unos 1200 m de largo por 800 ancho y 200 profundidad.
       




     Sistema de trabajo en las cortas. año 1977. 
  
    Restos de lo que ha quedado en la corta Blancos II, pues la misma ha sido enterrada por los esteriles de la cantera Sultana  o Blancos III


              
            Estas grandes cortas fueron hechas en tiempo record mediante el empleo de grandes  y modernas maquinas tales como: vehículos de sondeos, unidades autónomas de perforación, compresores, diversas clases de perforadoras, tractores oruga de gran potencia, excavadoras eléctricas, hidráulicas y neumáticas, dumper para carga, motoniveladoras, retroexcavadoras,   enormes camiones  algunos de 100 toneladas de carga, etc.

    Cantera Sultana (Blancos III)








        
       Las grandes escombreras y balsas de estéril (gangas de mineral no susceptible comercialmente de explotación) habidas en  ese periodo, son   la causa principal del colorido de la sierra 

 
       Desde el monte Sancti Espiritu a 400 metros, las vistas sobre el Mar Menor es fabulosa.   

            El paisaje y color de esta sierra solo puede compararse, en mayor o menor grado, con algunas explotaciones en comarcas mineras de Huelva como las de Riotinto, y más cercano a nosotros en la Región de Murcia, las minas de Mazarrón.

 

             El colorido que más predomina en la montera es el resultante del material oxidado y los producidos por los ocres; óxidos de hierro y plomo; carbonatos de plomo y otras varios, el color gris se encuentra en calizas y rocas grisáceas. Las escorias (gachas o residuos de fundición) son de color negro.
 
 
Las tierras de colores.

           Recuerdo escuchar por boca de amigos de mi infancia que con 12 años y menos hacían diversos tipos de trabajos mineros, que al preguntarles donde y para quien trabajaban daban como explicación “que lo hacían por la zona del Collado de Las Lajas en las “minas de pinturas” con el Sr. Ortega” (un pequeño patrono minero, de los que había varios en esta sierra). Era esta la definición generalizada de pequeñas explotaciones mineras en superficie, de las que se extraían ocres y otros minerales  de diverso colorido y se enviaban a las fábricas de pintura.


 
  
              Estos colores los producen  determinados minerales o tierras que, una vez aglutinados se utilizan  en la pintura  como pigmentos para obtener diversos colores. Las tierras de color son un tipo de pigmento natural.
 


                
            El uso de tierras de colores se inició en la pintura prehistórica y, tuvo un gran impulso en la pintura del antiguo Egipto,  y constituye una de les bases para hacer colores hasta el advenimiento de la Revolución industrial.



           
            También se puede utilizar colores de pigmentos  de origen vegetal o animal, aunque en relación al tema que se trata (colorido de la Sierra Minera), solamente mencionaremos los de origen mineral. Aunque desde una `perspectiva paisajística de  la sierra, la vegetación y arbolado  existente  en zonas como: Peña del Águila, monte de las Cenizas, paraje de El Chorrillo en la falda sur del monte de Las Lajas en las proximidades de La Unión, y otros muchos dispersos de menor entidad  aportan sus colores al paisaje minero.



       
      También al encontrarse la Sierra Minera de Cartagena-La Unión bañada por el mar Mediterráneo, el paisaje se llena del intenso color azul del mar que refleja a su vez el limpio color del cielo de esta región.





              Debemos tener en cuenta que el color de un material corresponde a las ondas reflejadas por este. Este fenómeno nos da una idea de la importancia del color de los minerales, ya que este responde precisamente a la franja de energía en la que actúa el mineral. Por todo ello a la hora de trabajar con minerales, es importante no solamente tener en cuenta el tipo de mineral sino el color de este.

           Los ocres  están formados por masas de aspecto terroso constituidos por diminutos cristales, Estos ocres los hay de una gran variedad de colores que van desde el amarillo suave al intenso, mientras otros tienen colores fuertes y vivos como los ocres de colores rojo vinagre, marrón chocolate, etc. En La Crisoleja se encuentran ocres amarillos, rojo-marrón


             
            También el colorido de la sierra lo proporciona los  óxidos de hierro  de tono gris metálico; el negro que proporciona el manganeso; la  malaquita da un color azul verdoso; la blenda tiene un color negro metálico, y así otros muchos minerales más


Cantera o corta Gloria.
 
    Cantera o corta Gloria.

 .         Cantera o corta Gloria.


           En la mayor parte de los minerales encontramos diferentes tonalidades que se deben a la composición química del mismo. Como ejemplo podemos poner la familia del cuarzo, que en su estado más puro da los cristales de cuarzo, con impurezas de hierro férrico nos de la amatista, pequeñas cantidades de titanio dan el cuarzo rosa, etc. Ello otorga a cada una de estas especies minerales diferentes propiedades.

           El color de los pantanos que tanto proliferan en la sierra (balsas de estériles mineros resultantes del proceso de la separación de la ganga y el mineral por el método de flotación diferencial), proporciona un colorido amarillo terroso oxidado.

 
   Escorial de fundición "gacha", de color negro.

             También la pirita de hierro (sulfuro de hierro) de gran abundancia entre el mineral todo-uno (galena, blenda y pirita) que mayoritariamente en esta sierra se explotaba, dan una tonalidad de  amarillo latón.

 
           Los colores tierras son aquellos colores que aluden a los tonos de la tierra y van desde gamas casi amarillas hasta marrones oscuros.
          Estos están entre los colores denominados como siena natural, siena tostado, ocre, ocre amarillo, etc., y se forman con amarillos, naranjas, marrones y rojos. Son colores cálidos ensombrecidos. Todos  usando diferentes valores de blanco y negro.




            El color ocre  se forma con un toque de gris, amarillo y apenas de rojo. El siena es rojo con gris. El color blanco lo proporcionan generalmente los yesos, la piedra pómez, también los ocres de color blanco y algún otro mineral. Sobre el terreno de corta “Sultana” se `pueden ver alteraciones de color blanco por descomposición de la blenda dispersa en el Mioceno.





La degradación de la corteza terrestre de esta sierra

        Previo a las grandes cortas mineras, en el siglo XIX se hicieron grandes minados  para explotar los plomos de Carbonato en superficie que aparecieron en el Sancti Espíritu, La Crisoleja y de la zona de la corta San José hasta la de Tomasa. Aunque también por la parte de Escombreras y el Gorguel  se encontraron   plomo de carbonato, los cuales se sometían a extenso estriado y luego los beneficiaban en hornos. 












       
           La proporción de la capa de estéril arrancado  desde la superficie hasta la capa de mineral (circuito de estéril) en la 1ª corta que se puso en explotación (la Cantera Emilia), fue de 3 de estéril por 1 de tierra con mineral aprovechable al lavadero (circuito mineral) aproximadamente.  Las otras canteras fueron mucho más pobres, del orden de 8-9 de estéril no valido por 1 con contenido mineral aprovechable a`proximadamente. Todo ese estéril fue trasladado y depositado en los montes   y cabezos de esta sierra, proporcionándoles un colorido que antes no tenían.

 











 
             En la zona de Los Blancos III, el corte geológico lo integran margas del Mioceno (rocas sedimentarias del terreno natural bañado por el mar).

            El mineral de galena del que se obtiene el plomo tiene un color gris metálico, y fue conocida y utilizada desde muy antiguo como “Alcohol de vidriero”, y las minas de las que se extraía la galena se las denominaban como “minas de alcohol”.  Su utilización principal fue la de dar dureza o temple al cristal, siendo empleado en aleación con el cristal, entre ellos el  del  muy famoso   cristal   de Bohemia.

 

           
           El mineral de alumbre, explotado en esta sierra en los siglos XV y XVI en el Cabezo Rajado y también en mayor medida en las minas de Mazarrón, fue un mineral  utilizado desde la antigüedad como desodorante natural, en medicina por sus propiedades astringentes, en tintorería para fijar los colores a los tejidos, también se usó en el proceso de curtido de pieles, etc. 

 

  

 
            
            Digno de admiración  por su vistosidad es la goethita irisada, un mineral en el que aparecen juntos formando franjas de colores azules, negros, morados etc. (todo un arcoíris de colores), siendo muy estimada para los coleccionistas de minerales la goethita erizada de la Corta San Valentín,   que forma una banda amplia de  intensos colores
 
            Una panorámica singular de la Sierra Minera la encontramos en la infinidad de pozos que en ella encontramos (estos `pozos aparecen en algunas de las fotografías que aquí se muestran).  En la actualidad debe haber más de dos mil de ellos, pero si tenemos en cuenta los destruidos en la actividad minera producida por las cortas y otras actuaciones naturales o artificiales, este número estaría entorno a los cuatro mil.


 



    Insolito arbol, que cortado hace años ha brotado junto a la carretera de La Unión a Cartagena

            Lejano quedan aquellos tiempos donde los carruajes y bestias recorrían las carreteras de antaño, en las que  el lento caminar discurría bajo la sombra que proporcionaban los árboles plantados a lo largo del camino mitigando el calor. Arbolado que fue eliminándose para dar mayor anchura a las carreteras y autorías que los tiempos modernos con tantos vehículos de motor han venido demandando.



   
El insólito paisaje de la Bahía de Portman

         Portman ha contado con un  puerto bien resguardado, con un calado de ocho metros en el centro de la bahia, en el que podian entrar buques a cargar minerales y descargar carbón para las fundiciones que alli existian. La magnificencia del puerto ya la supieron valorar civilizaciones anteriores a nuestra era, y en ella se hanencontrado restos arqueologicos, entre ellos el famoso yaciimiento "Villa del Paturro" de origen romano.  
 
      Fotos historicas de Portmarman a primero de los años de 1900

    Fotos historicas de Portmarman a primero de los años de 1900

  Fotos historicas de Portmarman a primero de los años de 1900





         
          La actividad minera de esta sierra desde que se iniciaran las cortas mineras, tuvo como agravante el vertido al Mediterráneo de  los estériles producidos en el lavadero Roberto instalado en Portman, el cual ha arrojado al mar más de 50 millones de toneladas.






 Una de las protestas hechas ` defensa de la bahia de Portman, En 1º Plano Rogelio Mouzo Pagán.

    Una de las protestas hechas ` defensa de la bahia de Portman, 

           Esta acción industrial de agresión medioambiental, ha provocado, además de la ocupación del lecho marino y la contaminación de sus aguas, la colmatación de la bahía de Portman, que presenta una imagen panorámica posiblemente única en el mundo, y aunque actualmente tras largos años de lucha vecinal y de concienciación de la ciudadanía, las autoridades  están dando pasos para su regeneración,  tendente a extraer parte de estos fangos y recuperar la lámina de agua de la bahía.



    La bahia de Portman Colmatada por los esteriles mineros.
  
    Rogelio Mouzo fotografiando desde el monte de Las Cenizas, la bahia de Portman 
Colmatada por los esteriles mineros.


 

    Trabajos en  la corta  San José. enero 2012.

 
  
            En ese sentido, actualmente se están practicando trabajos de acondicionamiento en la corta  minera “San José”, que va a ser destinada para depositar en ella los fangos mineros que se extraigan de la bahía de Portman.

La otra utilización de las cortas mineras

             Desde que la actividad minera concluyera a primeros de los años 90 del pasado siglo XX, Las cortas mineras son origen de muliples iniciativas para intentar depositar en ellas toda clase de los vertidos industriales tan abundantes y que nadie quiere,   y en muchos casos lo consiguen,..


             Ya se dieron referencias al destino que se quiere dar a la corta “San José” como receptora de los fangos de la bahía de Portman, aunque también la corta “Tomasa” fue destinada a recibir los fangos del nuevo lavadero de flotación instalado en lo alto de la sierra, que sustituyó  al lavadero Roberto de Portman.

         También la gran cantera o corta “Emilia”, la más grande y vistosa desde el posible uso turístico a que pudo ser destinada, viene siendo utilizada como vertedero de materiales inertes, que ya han cubierto una gran parte de la misma enterrándola y disminuyendo a ojos vistas  su corte geológico y dimensiones.
            Lo mismo podemos decir de la corta “Gloria”, pues en ella hace años se depositaron  gran cantidad de vertidos industriales.

Otros destinos dados al suelo minero de esta sierra.  


  Vertedero de Rechazos (tratamiento de basuras urbanas), sito en la zona de El Gorguel


  
   Vertedero de Rechazos (tratamiento de basuras urbanas), sito en la zona de El Gorguel

                Junto al desaparecido poblado de El Gorguel,  gran parte del suelo minero hace años está siendo utilizado como Vertedero de Rechazos (depósito de vertido urbano), y aunque el proyecto implica la restauración de la zona en la que se están depositando los vertidos, la consecución de tierra para ir enterrándolos ha provocado grandes excavaciones en zonas colindantes, Ambas cosas inciden en la transformación de la zona minera, destruyendo pozos y otros elementos del patrimonio minero.

    Vertedero de Rechazos (tratamiento de basuras urbanas), sito en la zona de El Gorguel

   
   Vertedero de Rechazos (tratamiento de basuras urbanas), sito en la zona de El Gorguel

              También la existencia de la gran cantera que en la zona de la llamada “Huerta Matas” sita entre la población de El Algar y la ciudad de la Unión, en la  que en pasados tiempo  se explotaron  minas de hierro y manganeso, hace años que las calizas de esta cantera se están extrayendo para su transformación en áridos para la construcción, posibilitando que lo que fuera una gran montaña  avance con gran celeridad a su  desaparición total.

 
     Parte alta de la montaña donde se lleva la explotacion la cantera para aridos en la llamada "Huerta de Matas", sita entre La Unión y El Algar.


    Cantera para aridos en la llamada "Huerta de Matas", sita entre La Unión y El Algar.

    Vertedero de Rechazos (tratamiento de basuras urbanas), sito en la zona de El Gorguel   

    Vertedero de Rechazos (tratamiento de basuras urbanas), sito en la zona de El Gorguel
 

            Y por si todo fuera poco, recientemente en la zona del Lazareto próxima a la ciudad de la Unión,  mediante el empleo de palas cargadoras y camiones, se están haciendo agrandes excavaciones sobre el paisaje minero a modo de  “traslada montes”, para su utilización en la construcción del nuevo puerto de Escombreras y otros usos, que  están modificado todo aquel entorno paisajístico.
  
 
   Excavaciones sobre suelo minero zona Lazareto en La Union. Fotografia enero 2012

 
    Excavaciones sobre suelo minero zona Lazareto en La Union. Fotografia enero 2012

 
    Efectos del incendio en la Peña del Aguila, La Unión,verano 2011


    Efectos del incendio en la Peña del Aguila, La Unión,verano 2011

    Efectos del incendio en la Peña del Aguila, La Unión,verano 2011

   
     Efectos del incendio en la Peña del Aguila, La Unión,verano 2011


    La bahia de Portman colmatada por los fangues mineros, vista desde la cumbre del monte
Peña del Aguila con sus restos quemados.


     La Manga Club, Urbanización cercana a la Peña del Aguila,

La gran roca conocida como" "Diente de la vieja"   en la peña del Aguila afectada por el incendio

       Finalmente hay que mencionar a los grandes incendios, al parecer mayoritariamente intencionados, como el ocurrido en el verano de 2011 que ha quemado muchas hectáreas de arbolado y  plantas de monte bajo en los montes de Atamaria y la ladera Sur y Oeste del monte Peña del Águila integrados en esta sierra minera.


    Zonas en la ladera norte de la Peña del aguila no afectada por el incendio


    Zonas en la ladera norte de la Peña del aguila no afectada por el incendio

    Zonas en la ladera norte de la Peña del aguila no afectada por el incendio

             Por lo que hemos podido comprobar y si alguien no lo remedia, podemos predecir que la Sierra Minera, como tal paisaje y fuente de la arqueología industrial del patrimonio minero, tiende a su desaparición total a pasos agigantados.

          Aquí podremos decir aquello de que “Entre todos la matamos y ella sola se murió”.  Esperemos que  la cosa mejore y ese negro futuro no se cumpla.




GALERIA DE IMAGENES TOMADAS EN EL MONTE SANCTI ESPIRITU
     






7 comentarios:

  1. genial, genial, genial, genial, genial, genial,genial, genial, genial, genial, genial, genial,genial, genial, genial, genial, genial, genial,genial, genial, genial, genial, genial, genial,genial, genial, genial, genial, genial, genial,genial, genial, genial, genial, genial, genial,genial, genial, genial, genial, genial, genial,genial, genial, genial, genial, genial, genial,

    UN ABRAZO ROGELIO

    ResponderEliminar
  2. Abuelo, un trabajo extraordinario, eres todo un orgullo para tus nietos y para tu pueblo

    ResponderEliminar
  3. Extraordinario artículo, preciosa fotografía y tristes conclusiones.
    Muchas gracias Rogelio por tu trabajo de recuperación de nuestro patrimonio y de concienciación sobre el mismo

    ResponderEliminar
  4. me a parecido muy bien lo que has dicho eres un "as"

    ResponderEliminar
  5. Excelente documento gráfico. Felicidades por el trabajo.

    ResponderEliminar
  6. Yo creci en Portman, de niño andabamos y jugabamos por esos montes que recuerdo de una forma muy entrañable.
    Muchas gracias por este articulo, gran trabajo.

    ResponderEliminar